Tres detenidos por organizar un matrimonio ficticio para regularizar la situación de uno de ellos en España

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

Agentes de la Policía Nacional han dado por finalizada la operación ‘Pera’, en la cual han resultado detenidas tres personas en Palma por presuntamente organizar un matrimonio ficticio para regularizar la situación de una de ellas en España. Una cuarta persona también está en busca y captura por un delito de falsedad documental y favorecimiento de la inmigración ilegal.

Los detenidos son tres personas, los dos presuntos contrayentes matrimoniales y un hombre como testigo del mismo, todos ellos de origen colombiano de 33, 26 y 34 años de edad.

La presente investigación se inició a raíz de una denuncia interpuesta ante la Policía Nacional, en la que se manifestaba que uno de los detenidos había contraído matrimonio con una mujer de origen colombiano percibiendo por ello la cantidad de 5.000 euros. El único fin del matrimonio era que la mujer consiguiera regularizar su situación legal en España, ya que la misma se encontraba trabajando sin papeles en la zona del norte de Mallorca como empleada del hogar.

De acuerdo con la Policía Nacional, llamaba la atención que el principal detenido se encuentra cumpliendo condena en la prisión de Palma en régimen de tercer grado por unos hechos anteriores, y que durante una salida del mismo centro fue cuando contrajo dicho matrimonio.

Durante la investigación se pudo observar como en el cuestionario de preguntas a los contrayentes había gran cantidad de incongruencias, lo que respaldaba la denuncia inicial. Una vez en las dependencias del grupo de Investigación, la mujer ratificó que había abonado la cantidad de 5.000 euros para regularizar su situación en España.

También se procedió a la detención de uno de los testigos de la boda por los mismos hechos y otro de ellos se encuentra en busca y captura. Estas dos personas dieron fe de que el matrimonio era veraz teniendo conocimiento pleno de que era ficticio, ya que uno de ellos es amigo personal del novio y la otra testigo sería prima de la novia.