FBR explica que una buena sesión fotográfica editorial cuenta una historia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Remitido

La fotografía editorial es reconocida por el planificado y cuidadoso trabajo que hay detrás de cada imagen. El proceso para elaborar este tipo de retratos incluye todo lo relacionado con el trabajo de edición y postproducción, abarcando desde el antes, el durante y hasta después de realizar la fotografía. Por lo tanto, cuando se requiere tomar una fotografía editorial, lo mejor es contar con un equipo de expertos capacitados. Entre ellos se encuentra el estudio FBR, formado por profesionales encargados de realizar todo el proceso y asegurar resultados de calidad.

¿Qué son las fotografías editoriales?

En el campo de la fotografía comercial, se encuentra una rama llamada fotografía editorial, la cual abarca todas las producciones para catálogos, revistas, suplementos, etc. Dentro de este sector, destacan popularmente las fotografías para editoriales de moda, donde el principal objetivo de la imagen que se va a publicar es contar una historia y entregar un mensaje que enganche a las personas, más allá de solo mostrar unas prendas de ropa.

En este sentido, la fotografía editorial requiere de un laborioso proceso de pre y postproducción, que puede durar incluso varios días. Todos los elementos que forman parte de la imagen son analizados y estudiados previamente y se trabajan los aspectos involucrados en el proceso, tales como las poses que van a utilizar las modelos, el trabajo de makeup, el cambio de outfit, la edición de la foto, etc. Es por eso que el material visual de calidad se realiza con la ayuda de todo un equipo de expertos en fotografía que se encargan de cuidar cada detalle.

Contar con un equipo de profesionales especializados en fotografía editorial es lo más recomendado

Aunque, por lo general, el trabajo que hay detrás de una fotografía editorial suele pasar desapercibido, la realidad es que un buen resultado visual depende del esfuerzo llevado a cabo por profesionales que pueden hacer que una marca tenga relevancia en el mercado en un momento determinado. FBR es un estudio de fotografía y vídeo en Madrid, dirigido por Fernando Beat del Río, profesional audiovisual con más de 15 años de experiencia que, a lo largo de su trayectoria, ha colaborado y trabajado con medios de comunicación importantes.

Junto a él, se encuentra un equipo profesional que se esfuerza en que sus clientes puedan transmitir, mediante sus fotografías editoriales, un mensaje que impacte positivamente en el público. Por ejemplo, en las fotos editoriales que se adjuntan en este artículo, participaron Mónica Álvarez, de Flis Flas Makeup, y Silvia Martín, de Smc Professional Makeup. Ambas trabajaron en la parte de maquillaje y peluquería y Jesús Muñiz colaboró como ayudante de iluminación. La modelo es la futbolista Ana Ibancos y los outfits y complementos son de Aimé Moda Leganés.

Hacer una fotografía editorial no significa tratar de vender ropa, sino que más bien consiste en vender toda una marca, una historia que va más allá del producto en sí. Obtener buenos resultados solo es posible con la ayuda de profesionales como el equipo de expertos de FBR, que dispone de todos sus servicios en su página web.