Detenido en Valencia tras quebrantar la orden de alejamiento y agredir a su pareja a puñetazos delante de su bebé

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
Redacción

Agentes de la Policía Nacional y de la Policía Local han detenido en Valencia a un hombre de 32 años como presunto autor de los delitos de malos tratos en el ámbito familiar y quebrantamiento de orden de alejamiento, tras acceder al domicilio de su pareja y agredirla a puñetazos delante de su bebé, según han informado la Jefatura Superior de Policía.

Los hechos ocurrieron sobre las 7.00 horas de este domingo, cuando los agentes fueron comisionados por la Sala del 091 para que acudiesen a un domicilio del distrito de Marítim, donde una mujer estaba siendo agredida por su pareja. Una vez allí, los policías escucharon gritos procedentes de la vivienda y observaron a una mujer muy nerviosa bajando al portal.

La mujer les explicó que su pareja, que tiene una orden de alejamiento de ella, había acudido momentos antes a su edificio y había lanzado un ladrillo contra su ventana, por lo que decidió avisar a la policía.

Seguidamente, tal y como pudieron averiguar los agentes, el sospechoso habría subido hasta su domicilio, donde accedió tras fracturar el marco de la puerta de entrada.

Ya en el interior le habría propinado varios puñetazos en la cara, a la vez que afirmaba que iba a matarle, todo ello en presencia del bebé de un año de ambos.

Tras conocer los hechos, los policías subieron a la vivienda y localizaron al sospechoso muy alterado, con el bebé en brazos. Una vez puesta a salvo la menor, los agentes detuvieron al hombre como presunto autor de los delitos de malos tratos en el ámbito familiar y quebrantamiento de orden de alejamiento, después de comprobar que efectivamente tenía en vigor una prohibición de acercarse y comunicarse con la víctima.

Durante el traslado a dependencias policiales, el detenido manifestó a los policías: “si llegáis a tardar más en llegar, la mato”, así como “si mi hija no está conmigo, no va a estar con nadie”.

El arrestado, con numerosos antecedentes policiales, ha pasado a disposición judicial y se ha decretado su ingreso en prisión.